Pedro Juan Caballero, 11 de diciembre de 2019
País

Fiscalía paraguaya sigue sin actuar en caso Messer-Cartes

A casi dos semanas de que el Ministerio Público Federal del Brasil solicitara la detención del expresidente Horacio Cartes por sus supuestos vínculos con la organización criminal de Darío Messer, la Fiscalía paraguaya sigue sin abrir una carpeta de investigación. En Brasil apuntan además a empresarios, cambistas y a una abogada de nuestro país.

Han pasado casi dos semanas desde que la justicia del Brasil revelara el “Operativo Patrón”, que incluyó cerca de una treintena de pedidos de detención y entre los que figuraban varios paraguayos, sobresaliendo el nombre del expresidente de la República, Horacio Manuel Cartes Jara (ANR).

Según los investigadores brasileños, el exmandatario formó parte de un esquema de protección política y financiera que permitió que su “hermano del alma”, Darío Messer, se mantuviera prófugo de las justicias de Brasil y Paraguay.

En el esquema de la organización criminal aparecían además nombres de al menos otros siete paraguayos, según la pesquisa. Empresarios, cambistas y una abogada fueron mencionados como parte de la organización criminal de Messer en Paraguay (ver infografía).

Hasta el momento, el Ministerio Público paraguayo no ha abierto siquiera una carpeta de investigación en base a las revelaciones realizadas en el vecino país.

Cartes pidió ser “investigado”

Luego de que se divulgara la orden de captura que pesaba en contra del expresidente Horacio Cartes, sus abogados se presentaron ante el Ministerio Público en Paraguay a solicitar que se abriera en nuestro país una investigación para seguir los hechos que le fueron señalados en Brasil.

Uno de los representantes legales de Cartes, Pedro Ovelar, expresó que el exmandatario no debe ser investigado por el Brasil siendo que supuestamente los hechos se cometieron dentro del territorio nacional.

En el documento que el expresidente remitió a la fiscal general Sandra Quiñónez, afirma que el gesto lo hace en su carácter de “senador vitalicio y senador electo”.

Torpeza de investigadores

Hace más de un año y medio que saltaron los primeros pedidos de captura vinculados al esquema de Messer en Paraguay.

En mayo de 2018, la justicia de Brasil solicitó la captura de quien en Paraguay era tratado como un gran empresario y viajaba como parte de comitivas oficiales especiales. Nuestro país tardó más de 48 horas en realizar los primeros allanamientos para tratar de hallar a Messer, quien ya se había fugado cuando se iniciaron los procedimientos.

Pero también aparecieron otros nombres que ahora vuelven a ser mencionados. Por ejemplo, la justicia de Brasil ya citaba a Yrendagué Cambios, vinculada a Lucas Mereles, quien aparecía con nombre en código LucasPy en el sistema de registro del grupo Messer.

Ha pasado un año y seis meses y la casa de cambios –hasta donde se sabe– no solo no fue molestada por lo menos para preguntar sobre las acusaciones de haber lavado dinero en el país sino que ni le abrieron proceso a Lucas Mereles –hasta donde se sabe–.

Los entes jurisdiccionales del Paraguay pretenden ahora poner sus propias responsabilidades sobre el hombro de las investigaciones del Brasil ignorando que hay sospechas de comisión de delitos en suelo paraguayo, que sí deben ser investigados por autoridades fiscales y financieras locales.

Lo único que hicieron fue enviar una comitiva de fiscales a Brasil para que conozcan mejor el caso.

Fuente: ABC COLOR