Pedro Juan Caballero, 19 de febrero de 2020
País

Plantean rastrillaje en el Norte para buscar a Edelio y Urbieta

El ministro del Interior, Euclides Acevedo, adelantó que están planteando la realización de un rastrillaje completo en el Norte para buscar rastros sobre el paradero de Edelio Morínigo y Félix Urbieta, quienes fueron secuestrados por el EPP. Dijo que probablemente en “un par de semanas” tendremos noticias al respecto y que por el momento van a acompañar y garantizar la seguridad de los padres del suboficial, que en su desesperación ya anunciaron una incursión en la zona.

Acevedo indicó que por el momento no está asegurado el ingreso de los padres de Edelio Morínigo al territorio en el cual se registró su secuestro, debido a que el propietario del terreno se niega a permitir el acceso.

“Es un inconveniente de carácter jurídico (…) Estamos tratando de negociar”, puntualizó en contacto con ABC Cardinal. En ese sentido, garantizó que, en caso de que se consiga el permiso para entrar al predio, van a garantizar el acompañamiento para proteger la integridad de Obdulia Florenciano y Apolonio Morínigo.

Asimismo, reiteró que el Gobierno no puede garantizar absolutamente nada con respecto a la situación del suboficial Edelio Morínigo, quien fue secuestrado el 5 de julio de 2014 por el autodenominado EPP en la ciudad de Arroyito, Concepción.

“No podemos decir que está vivo, pero tampoco que está muerto”, agregó ante las manifestaciones de sus padres, quienes quieren buscar sus restos en la zona donde creen que podría haber sido asesinado.

El ministro también habló sobre la posibilidad de hacer un rastrillaje en toda la zona para buscar algún rastro sobre el paradero de Morínigo y de Félix Urbieta, quien también fue secuestrado, en julio de 2016. “En un par de semanas probablemente tenga una información más calificada al respecto”, refirió.

Los padres de Edelio, en medio de su desesperación por la falta de noticias, se encadenaron frente al juzgado de Horqueta. Los familiares de Urbieta acudieron para expresar su apoyo en la causa, dado que ambas familias se sienten ya agobiadas ante la falta de noticias concretas y los rumores que siempre llegan con respecto a los dos secuestrados.

Doña Obdulia y don Apolonio anunciaron que el viernes a tempranas horas irán al lugar donde su hijo fue secuestrado. La madre del suboficial Morínigo expresó que ya no tiene esperanzas de que siga con vida, pero que al menos desea encontrar sus restos.